¿POR QUÉ NO BAUTIZAMOS INFANTES?

Updated: Sep 7, 2019


El bautismo ha sido un tema polémico en la iglesia del Señor: desde el modo correcto de bautizar: aspersión, inmersión o rociamiento; a través del debate concerniente a la regeneración bautismal (si el bautismo produce o no el nuevo nacimiento); hasta la edad apropiada en la que una persona puede y debe ser bautizada. Las diferentes posturas están establecidas y lo cierto es que este ensayo no bastaría para cubrir todos los puntos de tensión relacionados al bautismo. No obstante, quisiera destacar algunas razones por las cuales en Iglesia Bíblica Vida Real no bautizamos infantes.


EL EJEMPLO DE JESUS

Una de las razones principales por las cuales no bautizamos infantes es por el ejemplo que tenemos en Jesús. Los evangelios sinópticos: Mateo, Marcos y Lucas, que narran el bautismo de Jesús (Mt. 3:13-17; Mr. 1:9-11; Lc. 3:21-22), concuerdan en que este se llevó a cabo cuando Jesús ya era un hombre joven. De manera que, si Jesús nos ha dejado ejemplo, para que sigamos sus pisadas (1 P. 2:21), entonces creemos que esto incluye la edad en la cual podemos y debemos ser bautizados. Ahora, ¿es necesario que una persona cumpla 30 años para poder ser bautizada? En ninguna manera. Pero, como se explica más adelante, por lo menos la persona a ser bautizada debe tener una edad en la cual pueda responder con fe y arrepentimiento al mensaje de salvación.


EL EJEMPLO DE LA IGLESIA PRIMITIVA

Además del ejemplo de Jesús, tenemos el testimonio de la iglesia primitiva. Cada caso en el que una persona fue bautizada estuvo precedido por su comprensión del evangelio y su fe en Jesucristo:

  • Los 3,000 en el día de Pentecostés (Hechos 2:14-41)

  • Los samaritanos (Hechos 8:5-12)

  • El eunuco etíope (Hechos 8:26-38)

  • El apóstol Pablo (Hechos 9:1-18)

  • Cornelio y su familia (Hechos 10)

  • Lidia y su familia (Hechos 16:14-16)

  • El carcelero de Filipos (Hechos 16:30-33)

  • Los corintios (Hechos 18:1-8)

  • Los efesios (Hechos 19:1-5)

El mandato de Jesús antes de ascender al Padre fue claro: “Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra. Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo” (Mt. 28:18-19). La iglesia fue obediente. Y el Nuevo Testamento registra de manera consecuente que cada bautismo ocurrió después de que la persona a bautizarse había respondido con arrepentimiento y fe en el evangelio de Jesucristo.


EL SIGNIFICADO Y PROPOSITO

DEL BAUTISMOEn la confesión de Fe y Mensaje Bautistas, a la cual nuestra iglesia se adhiere, está estipulado lo siguiente:


El bautismo cristiano es la inmersión de un creyente en agua en el nombre del Padre, del Hijo, y del Espíritu Santo. Es un acto de obediencia que simboliza la fe del creyente en un Salvador crucificado, sepultado y resucitado, la muerte del creyente al pecado, la sepultura de la antigua vida, y la resurrección para andar en novedad de vida en Cristo Jesús. Es un testimonio de su fe en la resurrección final de los muertos. Como es una ordenanza de la iglesia, es un requisito que precede al privilegio de ser miembro de la iglesia y a participar en la Cena del Señor (Sección VI. El Bautismo y la Cena del Señor).

Esta definición del bautismo está anclada en lo expuesto por el apóstol Pablo en Romanos 6:3-5: “¿O no sabéis que todos los que hemos sido bautizados en Cristo Jesús, hemos sido bautizados en su muerte? Porque somos sepultados juntamente con él para muerte por el bautismo, a fin de que como Cristo resucitó de los muertos por la gloria del Padre, así también nosotros andemos en vida nueva. Porque si fuimos plantados juntamente con él en la semejanza de su muerte, así también lo seremos en la de su resurrección.” De manera que, en esta definición notamos lo siguiente: 1) el término creyente presupone conversión, es decir, arrepentimiento y fe de su parte; y 2) la obediencia, la fe y el andar en novedad de vida implican actos de la voluntad. ¿Puede, acaso, un bebe escuchar el mensaje del evangelio, arrepentirse de sus pecados, creer en Jesús como su Señor y Salvador y andar en novedad de vida? Hacer la pregunta es contestarla.


Es mi oración que este recurso estimule tus afectos por la Palabra de Dios, sea de edificación para tu alma, te ancle en el conocimiento de la verdad y redunde en tu crecimiento espiritual. Hasta el próximo miércoles.


En Cristo,

Winston Williams

Iglesia Biblica Vida Real.

Pembroke Pines, Florida

VISITANOS

21011 Johnson Street #131

Pembroke Pines, FL 33029

vr_logo_white_horizontal.png

SERVICIO DE ADORACION

DOMINGO 1:30 PM

 

GRUPOS VIDAREAL

MARTES Y MIERCOLES 7:30 PM

  • icono blanco de facebook
  • icono blanco de instagram
  • icono blanco de youtube
send-network-logo-white.png
"Sembrando la Verdad, Cosechando para el Reino"
© 2020 Iglesia Biblica Vida Real   |    Diseño por Two-Edged Media