GLORIFICANDO A DIOS EN LAS AREAS GRISES

Updated: Sep 7, 2019


No todo en la Biblia es blanco o negro. ¿Cómo así? En la Palabra de Dios no todo se puede resumir en listas de “haz” y “no hagas.” Hay asuntos de la vida cotidiana acerca de los cuales las Escrituras no contienen mandamientos explícitos. Estas áreas son conocidas comunmente como “áreas grises.” Históricamente, estas áreas han sido objeto de tensión en la iglesia del Señor. ¿Por qué? Por la sencilla razón de que la Biblia “guarda silencio” con respecto a ellas. Sin embargo, aunque no siempre sean fáciles de identificar, muchas de estas áreas están implícitas en algunos pasajes de las Escrituras. Por ejemplo, en 1 Tesalonicenses 5:22 encontramos el siguiente mandamiento: “Absteneos de toda especie de mal.” Toda área que sea una “especie de mal,” aunque no esté prohibida expresamente en la Palabra de Dios, por ser una “especie de mal” deja de ser un área gris. Así, nos corresponde a nosotros comprobar “cual sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta” (Romanos 12:2) en dichas áreas. A continuación, les comparto algunas preguntas que debemos hacernos al considerar cada una de estas áreas grises.


¿En verdad es un área gris?


Aunque no todo en la Biblia sea blanco o negro, un buen porcentaje de ella si lo es. Debido a que nuestro conocimiento de las Escrituras es progresivo y, por ende, limitado, quizás existan pasajes con los cuales no estemos familiarizados que traten un área que creamos ser “gris.” Por tanto, lo primero que debemos preguntarnos al considerar un área que creamos ser gris es: “¿En verdad es un área gris?” Por la gracia de Dios no estamos solos en nuestra búsqueda. Hoy en día contamos no solamente con la comunión de hermanos que quizás estén más avanzados que nosotros en su conocimiento de las Escrituras, sino que además vivimos en un tiempo en el cual abundan los recursos de ayuda tanto en formato impreso como digital. Una vez que estemos seguros que en verdad es un área gris, podemos avanzar a la siguiente pregunta.


¿Conviene que participemos en dicha área?


En su primera carta a los Corintios, Pablo escribe: “Todas las cosas me son lícitas, mas no todas convienen; todas las cosas me son lícitas, mas yo no me dejaré dominar de ninguna” (1 Corintios 6:12). Los hijos de Dios somos libres en Cristo Jesús (1 Pedro 2:16). Sin embargo, hay ocasiones en las cuales simplemente no conviene hacer uso de nuestra libertad en el Señor. Una vez más, Pablo nos sirve de ejemplo al escribir: “Por lo cual, siendo libre de todos, me he hecho siervo de todos para ganar a mayor número” (1 Corintios 9:19). Aunque seamos libres en Cristo para participar en áreas grises, debemos orar por discernimiento para determinar cuándo podemos o si conviene participar en ellas. Esto nos lleva a la siguiente pregunta que debemos hacernos.


¿Redundará en la edificación de los demás?


Siempre que consideremos áreas grises debemos hacerlo con los demás en mente. En su carta a los Romanos, Pablo escribe: “Así pues, sigamos lo que contribuye a la paz y a la mutua edificación” (Romanos 14:19). Si participar en alguna área gris no hace violencia a tu conciencia, pero si a la de tu prójimo, lo mejor es abstenerse, porque “bienaventurado el que no se condena a sí mismo en lo que aprueba” (Romanos 14:22b). El mejor ejemplo que tenemos de esto es nuestro Señor y Salvador, pues “ni aun Cristo se agradó a sí mismo” (Romanos 15:3ª). Así que, habiéndonos dejado ejemplo Jesús para que sigamos sus pisadas, participemos solamente en aquellas cosas que serán de edificación a los demás y no de tropiezo.


¿Me hará más como Cristo Jesús?


Dios ha escogido a sus hijos desde antes de la fundación del mundo con el propósito de conformarlos a la imagen de su Hijo unigénito (Romanos 8:29-30). Por tanto, todo lo que nosotros hagamos como hijos amados de Dios debe tener la misma finalidad. Al considerar alguna área gris en particular, debemos preguntarnos si participar en ella nos conformará más o menos a la imagen de Cristo. Si la respuesta es “menos,” está de más decir que lo mejor que podemos hacer es abstenernos. Por otro lado, si la respuesta es “más,” y si verdaderamente es un área gris, y si conviene dada la ocasión, y si no será de tropiezo a los demás, entonces podemos disfrutar de nuestra libertad en Cristo y participar en ella. Estas son simplemente algunas de las preguntas que debemos hacernos si en realidad deseamos glorificar a Dios en las áreas grises.


Es mi oración que este recurso estimule tus afectos por la Palabra de Dios, sea de edificación para tu alma, te ancle en el conocimiento de la verdad y redunde en tu crecimiento espiritual. Hasta la próxima.


En Cristo,


Winston Williams

Iglesia Biblica Vida Real.

Pembroke Pines, Florida


VISITANOS

21011 Johnson Street #131

Pembroke Pines, FL 33029

vr_logo_white_horizontal.png

SERVICIO DE ADORACION

DOMINGO 1:30 PM

 

GRUPOS VIDAREAL

MARTES Y MIERCOLES 7:30 PM

  • icono blanco de facebook
  • icono blanco de instagram
  • icono blanco de youtube
send-network-logo-white.png
"Sembrando la Verdad, Cosechando para el Reino"
© 2020 Iglesia Biblica Vida Real   |    Diseño por Two-Edged Media